Cultura, Filosofía, Psicologia, Relaciones de pareja, Relaciones sociales

Alexitimia o la incapacidad de manifestar sentimientos

El término alexitimia es de origen griego, y se emplea para definir la dificultad de expresar sentimientos, fue acuñado por el profesor de Psiquiatría de Harvard Peter Sifneos, en los años 70. No todos los individuos presentan el mismo grado de afectación. Hay quien no sabe ni identificar ni expresar las emociones y otros que sí saber reconocerlas pero no pueden llegar a verbalizarlas. Según el origen también puede distinguirse entre una alexitimia primaria, producida porque las estructuras neurológicas vinculadas con las emociones están dañadas, y la secundaria, como consecuencia de un trauma emocional grave o por un desorden en el aprendizaje emocional.

«La alexitimia es muy frecuente en pacientes que han sufrido enfermedades o trastornos neurológicos o psiquiátricos (accidentes vasculares, traumatismos craneoencefálicos, tumores), pero donde más aparece es en los trastornos afectivos, como síndromes depresivos, ciclotimia, etc. Podríamos decir que la alexitimia es un signo o un síntoma de un trastorno», explica el profesor Duque.

No estamos hablando de personas carentes de emociones, que las tienen, su verdadero problema es que no saben reconocerlas y expresarlas con palabras o/y gestos. Para que os hagáis una idea, si le preguntamos a una persona con alexitimia cómo se encuentra, probablemente responderá algo tan ambiguo como «mal», pero no será capaz de distinguir si lo que siente es rabia, ira, tristeza, odio…

La relevancia de las emociones

«No solo tomamos decisiones con el intelecto si no también con el reconocimiento de las emociones, que influyen muchísimo en la atención, la memoria y el racionamiento. Nos indican qué es lo importante y nos ayudan a tomar decisiones», explica el profesor Pablo Duque, que alerta de que cuando no somos capaces de reconocer nuestros sentimientos ni de interpretarlos, «no podemos utilizar una información que es muy valiosa, lo que hace que sea mucho más complicado tomar decisiones y crear vínculos sociales».

«Estas personas tienen dificultades en las relaciones interpersonales. Les cuesta identificar su propio sentir, por ejemplo, para delimitar bien el amor y la amistad, y tienen dificultades para involucrarse en determinadas relaciones», apunta el experto.

La Sociedad Española de Neurología considera que, al menos y según estudios de prevalencia realizados en diferentes poblaciones, el 10% de la población mundial padecería esta anomalía, que puede tratarse mediante terapia psicológica con muy buenos resultados.

 

Load More Related Articles
Load More By Myren Gonzalez
Load More In Cultura

Check Also

5 Claves Para Tener Confianza En Ti Mismo

La confianza en uno mismo no es una ...

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Translate »